TODO LISTO PARA EL DÍA DEL PATRIMONIO

Vecinos de San Miguel podrán deslumbrarse conociendo su entorno histórico

 

Actores, Músicos, Voluntarios de Bomberos y Estudiantes Universitarios se han preparado con gran esmero para dar una buena acogida a los sanmiguelinos que quieran visitar lugares históricos de la comuna. La cita es el domingo 28 de mayo.

Las cavas de El Llano Subercaseaux estarán de fiesta. Hasta el aroma del vino se podrá sentir en el recorrido preparado para los vecinos y vecinas de la comuna que se impregnen de imaginación. Según Gustavo Ramírez, Director de la Compañía de Teatro “Sol Naciente”, todo estará ambientado a la usanza de aquellos años, por allá por 1875. “Habrá actores con peinados, maquillaje y vestidos de la época para mostrar las diferentes clases sociales. Es entretenido porque no es como un escenario. Uno está parado y tiene contacto con la gente a través de su personaje”, comenta Ramírez.  

Los Voluntarios de la Bomba San Miguel también se sumarán a este día especial. “Abriremos todo el Cuartel”, asegura el Secretario de la Compañía, Erick Cubillos, y promete la entrada a sus propias cavas adelantando parte de la historia de éstas. “Al ingresar, el voluntario deja una botella de vino con su nombre”, lo que sucede después quedará, por ahora, en suspenso. Los niños están invitados también pues habrá sorpresas especiales para ellos.

Una finca primero albergó al Seminario Menor de la Congregación de los Misioneros Hijos del Inmaculado Corazón de María. Luego, a los alumnos del reconocido Colegio Claretiano. Hoy, jóvenes estudian una profesión en sus aulas. “Hemos procurado conservar hitos históricos, como las filmadoras de un teatro que fue de los primeros en Santiago”, afirma el Director Campus Santiago de la Universidad de Valparaíso, Carlos Bravo y dice que tienen “registros fotográficos de diferentes generaciones del Colegio Claretiano”. Serán los mismos estudiantes universitarios quienes, muy motivados, realizarán los recorridos.

En la ex Capilla del Hospital Barros Luco, los visitantes serán recibidos por un Sacerdote y una Religiosa. Se trata de actores que relatarán la historia de aquel lugar santo en el cual los familiares de los enfermos iban en busca de desahogo y a pedir milagros para sus seres queridos. Los vitrales multicolores, confesionarios, imágenes de la Virgen y el Niño Dios, rememoran que hubo ahí Misioneras trabajando por la salud.

 

Carolina Vera Hernández
Encargada de Comunicaciones

 

Please follow and like us:

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *